Educación financiera en dos palabras

pos-lorena

Probablemente el término “educación financiera” te suene un poco lejano, quizás es primera vez que lo escuchas o tal vez lo has leído en alguna red social o lo asocias con ser millonario y frases inspiracionales.  Si estás en alguno de esos casos, no te preocupes, casi todos están en la misma situación, yo también hasta hace un tiempo atrás. Después de mucho estudio veo que lo único que hay que tener claro es la definición de dos términos: activo y pasivo.

Si yo te pregunto, ¿es tu casa un activo? ¿qué me dirías?  o si te pregunto ¿es tu auto un activo? Lo mas probable, según lo que hemos aprendido en nuestra vida es que pensemos que son activos, y que nuestra casa es el mayor activo que podríamos tener. Sin embargo, debo aclarar que no.

 Activo es algo que pone dinero en tu bolsillo, por su parte, pasivo es todo aquello que saque dinero de tu bolsillo. Créeme que si entiendes esto, ya sabrás la esencia de la educación financiera.

Yo me atrevería a decir, perdónenme los contadores y toda la gente relacionada a las finanzas, que todo podría ser un activo o un pasivo. Por ejemplo; una propiedad puede ser un activo si es que la compraste, pero la arriendas y ésta te genera un ingreso mensual residual, pero también es un gasto si es que vives en ella y debes pagarla mes a mes. Otro ejemplo podría ser un auto,  si lo trabajas en Uber y obtienes ingresos de él, entonces es un activo; en cambio, si sólo lo usas personalmente, no te trae mas que gastos, por lo que quita dinero de tu bolsillo.

 Las personas que poseen mas dinero, se guían bajo esta dinámica, ya que sólo se enfocan en construir activos los que al poco tiempo le generan ingresos y esos ingresos lo usan para generar nuevos activos. Esto no significa que no gasten, todos gastamos en mayor o menor medida, pero lo que debemos pensar es primero crear un activo que te dé ingresos y esos ingresos puedan financiar tus pasivos.

Si no quieres depender de un sueldo,  paralelamente a tu trabajo, busca una forma de generar activos y así, no todo tu ingreso dependerá de un sueldo. Inténtalo, y verás que no es necesario tener grandes ideas o mucho dinero para comenzar un negocio. Puedes tener un negocio de comercialización de productos por internet o cualquier emprendimiento que te permita generar una proporción de ingresos independiente a tu trabajo estable, y verás como tu vida va mejorando. Sólo debes recordar de reinvertir y no gastar toda tu ganancia, para hacer crecer tu negocio hasta donde tu lo decidas.

 

Lorena Manriquez
Lorena Manriquez

(+569) 987 987 25 hola@lorenamanriquez.cl Ingeniero Comercial, UCSC Diplomado en Evaluación de Proyectos, UDEC Diplomado en Emprendimiento e Innovación, UCT

No han comentado aún

Escribe un comentario

Tu email no será publicado.

0

Tu carrito